Historia de las Fiestas Lustrales

El año 1955 marca el comienzo de esta historia. Un municipio con más de 7.000 habitantes que había visto nacer por fin la carretera que unía el barrio del Ingenio con el Casco.

La coyuntura social y económica, tan difícil en los tiempos de la posguerra, y la necesidad de encontrar un motivo para la alegría y el encuentro, pudo servir de mecha para encender los corazones de los vecinos y vecinas de Vallehermoso. La unión de dos barrios, de dos realidades, y la promesa de acompañar a la Virgen del Carmen como Patrona de todos los pantaneros y pantaneras, instituyó entonces una realidad que, siete décadas después, sigue marcando cada año terminado en 0 y 5, el pulso temporal del municipio.

Por aquellos momentos, el que por entonces era párroco de Vallehermoso, Don Manuel Díaz Luján, estrechó los lazos de la comunidad acercando estos dos núcleos estableciendo esta Bajada Lustral como una fecha obligatoria en el calendario diocesano y vecinal. Las Fiestas en honor a la Virgen del Carmen funcionaron desde entonces no solo como motivo de cohesión de la feligresía, sino sobre todo como motivo de orgullo y reencuentro para un pueblo -el de Vallehermoso- que había sido, desde comienzos del siglo XX, el verdadero motor económico y cultural de la isla de La Gomera, recuperando así el protagonismo que las penurias económicas y sociales le habían arrebatado.

Lo que comenzó siendo una fiesta institucional, patrocinada por la Parroquia y el Ayuntamiento, devino en un verdadero estallido popular, convirtiéndose en un motivo de celebración de los vecinos y vecinas de Vallehermoso, sus únicos y verdaderos protagonistas.

2020 será recordado como el año de la Pandemia y como el año que impidió celebrar la decimocuarta edición de las Fiestas Lustrales. Dos años después, y con carácter extraordinario, regresa esta celebración con más ilusión que nunca. Miles de personas volverán a acompañar a la Virgen del Carmen en su Bajada y participarán de nuevo en los actos que componen un programa pensado para el disfrute de todos. 2025 volverá a recuperar el calendario lustral ordinario, siempre que la Virgen del Carmen así lo quiera. Y volveremos a vernos en su ermita de La Mancha. Hasta entonces, estas Fiestas Lustrales extraordinarias servirán para reencontrarnos con la Historia, porque quedarán para siempre inscritas en la memoria colectiva del pueblo de Vallehermoso.

Conoce a los patrocinadores de las Fiestas Lustrales de Vallehermoso

Gracias a su apoyo y esfuerzo constante, hacen posible una celebración que, edición a edición, crece y atrae a un mayor número de visitantes.

Ayuntamiento de Vallehermoso
Cabildo Insular de La Gomera
Gobierno de Canarias
Turismo de Canarias
Fred Olsen Express